Elegir el mejor fertilizante para césped

Elegir el mejores fertilizantes para césped es una labor más fácil si te apoyas en una guía de características y criterios para comparar.

Salinidad.

Fertilizar el suelo aumenta su salinidad, normalmente ese aumento no es muy importante, pero si se tiene que tener en cuenta en suelos salinos o en cultivos que se riegan con aguas de mala calidad. El aumento de sales del suelo provoca que las plantas tengan menos acceso al agua que hay en el suelo, por lo que el estrés hídrico llegará antes.

Los fertilizantes orgánicos y de liberación lenta son óptimos si se tienen problemas de salinidad.

El nitrato sódico es el fertilizante inorgánico de referencia para comparar la salinidad del resto. Puedes leer más sobre el índice salino aqui.

Acidez

Los fertilizantes inorgánicos tienen una respuesta en el suelo que se debe conocer. Las sales que se aplican en el suelo pueden cambiar el pH, lo condiciona el crecimiento del césped. Dependiendo del tipo de suelo y el tipo de césped se debe tener el pH siempre en la cabeza. Aqui puedes leer más sobre la acidez de los fertilizantes.

Los fertilizantes nitrogenados como los que contienen sulfato amónico (NH₄SO₄), el nitrato amónico (NH₄NO₃) o el nitrato cálcico (Ca(NO₃)₂) producen acidez, en cambio el nitrato potásico (2KNO₃) producen alcalinidad.

¿Cómo elijo el más adecuado?

Los abonos formulados para el césped es una forma adecuada de comprar un producto pensado en las necesidades del césped, aunque siempre se pueden comprar componentes en almacenes de agricultura a un coste menor. Aunque siempre recomendamos huir de fertilizantes con altas concentraciones de nitrógeno como los universales.

Los fertilizantes muy nitrógenados provocarán un césped muy vigoroso, pero sensible a enfermedades y a la sequía, además necesitarán ser segados con frecuencia y consumirá más agua y otros nutrientes.

Es buena idea buscar en el mercado fertilizantes formulados para el césped.

Los fertilizantes de libración lenta son mucho más adecuados para los céspedes en general, permiten tener una cubierta bien nutrida durante periodos largos, de 12 a 18 semanas, y además no se pierden con la lluvia o el riego.

Muchos fertilizantes vienen formulados para distintas épocas del año, en verano y primavera facilitando el enraizamiento. A finales de invierno con nitrógeno para aumentar el vigor y en otoño alto en fósforo para aumentar la resistencia a las bajas temperaturas. Muchos se acompañan de los micronutrientes necesarios para el correcto desarrollo como el magnesio o el hierro.

Tipos de fertilizantes de liberación controlada.

  • SCU — Sulfur Coated Urea — Urea recubierta de azufre

El azufre puede ayudar a bajar el pH, bajo coste. Su liberación depende de la actividad microbiena, el tamaño del grano, la cera protectora, la temperatura y la humedad.

  • Polymer-Coated Urea/ Plastic/Resin-Coated Urea — Urea recubierta de polímero / plástico / urea recubierta de resina.

Núcleo de urea, nitrato o amonio con cubierta semipermeable. La liberación se produce por procesos osmóticos. Cuando el suelo necesita nutrientes se liberan.

  • IBDU — Isobutylidene Diurea

Otorga el nitrógeno por la baja debido a que se compone de elementos de disolución lenta.

  • UF — Ureaformaldehydo

se descompone en cadenas de polímeros de distintas longitudes, lo que otorga distintos tiempos de liberación. Un tercio se libera rápido y dos tercios dependen de la degradación microbiana.

Estas cubiertas pueden tener mezclas de fertilizantes primarios y secundarios en su interior.

Si necesitas ayuda en el calendario de aplicaciones ponte en contacto con los ingenieros de Tiloom a través de soporte@tiloom.com.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *