Análisis foliares | Macro elementos secundarios

Macroelementos secundarios

En la lectura de análisis foliares los Macro elementos secundarios son los que se encuentran en elevadas concentraciones en las plantas pero no tanto como el Nitrógeno, el Potasio y el Fósforo.

Todos los elementos son igualmente importantes, aunque los que describiremos a continuación están presentes en menores concentraciones.

  • Calcio (Ca): El calcio es un elemento con muy poca movilidad en la planta, forma parte de la pared celular y es responsable del movimiento de otros elementos dentro en el sistema. Las deficiencias son frecuentes en suelos con bajo intercambio catiónico, o que todas sus bases están saturadas con sodio.
    Las hojas más jóvenes son las que muestran la deficiencia de calcio. Primeramente las hojas tornan amarronadas y si el problema persiste los margenes que luego tienden al rojizo. y se deforman y retuercen. Las raíces tienen a agruparse y a disminuir su potencial de absorción de nutrientes.

Deficiencia de calcio. Se observa como las raíces son notablemente más cortas. | Foto cortesia de https://www.yara.co.tz

Estos macroelementos son imprescindibles para el desarrollo de la vegetación, pero su concentración siempre es menor que el Nitrógeno, Potasio y Fósforo.
  • Magnesio (Mg): La clorofila es una de las tareas más importantes del magnesio en el metabolismo vegetal. Permite que la fotosíntesis sea viable y gracias a el se capta la energía para construir azúcares.
    Los suelos con bajo nivel de intercambio catiónico pueden sufrir deficiencias en el magnesio. También los suelos con pH alto retienen el magnesio y no permiten a las raíces absorberlo. Es un elemento que se mueve con facilidad por la planta, las plantas con deficiencia mueven su magnesio a las hojas mas nuevas dejando las viejas con una tonalidad amarillenta entre los nervios y los nervios adquieren un verde oscuro intenso. A veces las hojas viejas pueden tornar a rojizo manteniendo la clorosis entre los nervios.

 

  • Azufre (S):  El azufre colabora, como el nitrógeno en la construcción de aminoácidos y en el plasma celular.
    Los suelos arenosos como los de los campos de golf y fútbol, o los que tienen baja concentración de materia orgánica son propensos a sufrir deficiencias en azufre. Los daños se muestran en las hojas más jóvenes, que muestran verdes mucho más claros. Cuando la deficiencia se mantiene en el tiempo las hojas acaban secas en bordes y punta y finalmente se enroscan.

Deficiencia de Azufre | Foto cortesía de www.yara.us

Los síntomas iniciales de la deficiencia en Azufre se parecen a los de la deficiencia en Nitrógeno.

Podemos ayudarte a determinar la salud de tu césped con Auditorías, o la Lectura e interpretación de análisis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *