Diagnosis agronómico

A día de hoy se dispone de tecnología asequible que permite el diagnostico agronómico en cualquier campo. La forma óptima de gestionar nuestras superficies deportivas consistirá en acertar bien con el diagnóstico para así poner el remedio a sus deficiencias, ya sean nutritivas, biomecánicas, de jugabilidad y salud, entre otras características de la instalación.

El diagnóstico correcto sobre el estado nutricional de nuestras superficies deportivas necesitará de analíticas foliares, físico químicas, microbiológicas, etc. Los ensayos físico-químicos pueden basarse en criterios basados en rangos tales como los MSLN, SLAN u otros dependiendo del extractante utilizado en el ensayo (Mellich III normal en USA, Cloruro bárico usado más en España, Acetato amónico, etc..) o según el pH del suelo (Extracción Olsen a pH básicos o Bray para fósforo en pH ácidos).

El valor del pH es vital, pero medido de forma continua, su poder tampón (tanto del suelo como del agua de riego) para así decidir que naturaleza de fertilizante es más adecuado o si precisa de enmiendas de algún tipo. Tenemos ejemplos de suelos muy ácidos (del entorno de pH 5,5) típico en algunos campos arenosos con altas precipitaciones, poco tamponados y muy subsaturados en Calcita, que presentarán valores bajos de Calcio permanentes a menos que se reestablezcan valores de pH por encima de 6.

Igualmente recomendamos usar diferentes técnicas analíticas para llegar a los mismos diagnósticos de forma contundente. Así, podemos estudiar la disponibilidad del calcio en un suelo ácido por medio de análisis físico-químicos y a la misma vez usar estudios de secuenciación de ADN del suelo para testar la riqueza en la microbiología que influye en los ciclos del metabolismo del Calcio en nuestros greens o campos de fútbol.

La disponibilidad de Carbono, Nitrógeno, Fósforo, Potasio, Calcio y demás nutrientes en nuestros greens o campos de fútbol dependen de los flujos de pérdidas y ganancias que se dan a través de los propios microorganismos.

Los estudios realizados a través de diferentes técnicas, ya sean microbiológicas, físico químicas o de solubilidad y sus resultados nos asegurarán aún más sobre nuestros diagnósticos. Para suelos muy ácidos, el estudio de los índices de saturación de las diferentes especies químicas tales como Calcita o yeso del suelo nos darán una información extra de mucho interés ya que nos informarán sobre la necesidad de enmiendas calcáreas o aplicación de yeso.

Ejemplos son aquellos casos de suelos ácidos muy insaturados en Calcita, con valores de los índices de saturación muy negativos, por debajo de – 2.5, estos casos revelan deficiencias importantes de Calcio en el tejido foliar.

Índices de saturación en función de la temperatura

Los diagnósticos agronómicos han de basarse en pruebas contundentes y objetivas, si es posible como resultado de diferentes ensayos normalizados que conduzcan a los mismos resultados

Ciertos ensayos de campo nos pueden resultar con valores no recomendables como bajas tasas de infiltración y que éstas puedan tener un origen en un exceso de materia orgánica del campo, una textura escesivamente fina y fuera de la curva recomendada o una alta compactación.

De ahí la necesidad de realizar los análisis necesarios para comprobar cual es la causa originaria del fallo del test.

A valores de dureza similares, mayor homegenidad en las tasas de infiltración se producirán, siempre y cuando los % de materia orgánica o texturas de los diferentes puntos estudiados sean similares.

Todos estos ensayos y mediciones se pueden combinar con tratamientos biotecnológicos como el exitoso OxyTurf un controlador de la materia orgánica, el thatch o el black layer.

Las nuevas soluciones vienen para quedarse y ayudarnos a aumentar la calidad del campo. Nunca antes hemos tenido tantas herramientas y tantas posibilidades para conseguir un campo de calidad, sano y seguro para los usuarios.

Pregúntanos en info@tiloom.com sobre nuestros informes 360º que realizamos para estudiar la fertilidad, biomecánica, jugabilidad y estado de las instalaciones para de esta forma acertar correctamente en tu remediación agronómica del campo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *